BDO utiliza cookies de terceros para analizar la navegación en nuestra página web (cookies analíticas). Para más información sobre las cookies que utiliza BDO, puede consultar la Política de cookies Si continúas navegando o clicas “Aceptar”, consideramos que aceptas su uso.
  • BDO reúne a destacados expertos del sector fitness en España.

PRESENTACIÓN DEL INFORME "EL MERCADO DEL FITNESS EN ESPAÑA EN 2020: HACIA UN NUEVO MAPA"

05-06-2019

Nuestra Firma reúne a destacados expertos del sector fitness en España para analizar las principales tendencias y expectativas futuras de la industria.

En el encuentro de presentación del informe "El mercado del fitness en España en 2020: Hacia un nuevo mapa", que ha contado con la presencia de más de 80 asistentes (operadores, inversores y directivos de las principales cadenas del sector), Pelayo Novoa, socio de BDO, ha pronunciado la ponencia de apertura en la que ha presentado los principales resultados de análisis del informe así como sus conclusiones. Novoa ha señalado que “el sector fitness es una industria joven con un amplio margen de crecimiento, sobre todo, en aquellas zonas que no son las grandes urbes”.

En este sentido, Pelayo Novoa ha apuntado que las expectativas de crecimiento son positivas pero moderadas. “En sus inicios, el sector del fitness en España fue impulsado ampliamente por el modelo concesional, aunque su actual maduración se está produciendo por la gran cuota de mercado que están ganando los centros low cost”, ha explicado el socio de la consultora.

En esta línea, Pelayo Novoa ha aprovechado para reseñar que este positivo crecimiento se debe, fundamentalmente, a dos factores, en concreto, “el envejecimiento poblacional está llevando a que las generaciones más maduras estén más preocupadas por su salud y la creciente tendencia por adquirir hábitos saludables”.

En cuanto a la facturación del sector, estimada entre los 2.000 y 2.200 millones de euros, según nuestro informe, Pelayo Novoa ha señalado que “en los últimos dos años los volúmenes de facturación se han incremento en dos dígitos. No obstante, los datos sobre la rentabilidad agregada no son del todo positivos, puesto que estas compañías en sus inicios requieren una gran inversión y, por tanto, endeudamiento”.

Sobre los retos que el sector debe afrontar ha explicado que: “La innovación y la inversión en marketing se están convirtiendo en los principales desafíos para los operadores de España”. Al mismo tiempo, ha destacado la entrada al mercado español de operadores europeos, por lo que en contraposición, se aboga por la internacionalización de los operadores españoles como otro de los grandes desafíos de esta industria en nuestro país.

En esta línea, el socio de BDO ha explicado que una de las principales preocupaciones para los operadores nacionales es la retención de los clientes y el IVA. Sobre esta última cuestión, ha comentado que “para los agentes que operan en esta industria el IVA no debería encontrarse en el tramo normal, sino el reducido”, ya que es una forma de incentivar la demanda de los servicios.

Pelayo Novoa ha concluido su intervención señalando las principales tendencias hacia las que apunta el sector. “Prevemos un aumento del número de centros mediante la apertura o la adquisición de establecimientos, así como el desarrollo de nuevos modelos de franquicias”. A su vez, según el informe de la consultora, el sector tenderá hacia una mayor concentración debido a su “elevado nivel de automatización y hacia la búsqueda de nuevos modelos de negocio como el boutique”, ha señalado el socio de la firma internacional.

Juan López de Novales, CEO de Nazca Capital apuntó: “como inversores financieros, creemos que el fitness es un sector con dinámicas muy atractivas desde el punto de vista de la demanda y donde puede haber oportunidades muy interesantes”.

La mesa de debate del encuentro, Principales retos y expectativas para el sector del fitness en España, ha sido moderada Juan Vega de Seoane, director en el área de Financial Advisory de BDO. En esta ronda de análisis sobre la situación actual de la industria, José Antonio Sevilla, director general de Alta Fit, ha admitido que “hay oportunidades para adquirir” en un momento en que “todos los operadores estamos en una carrera por las ubicaciones y permiten acceder a un buen local con un volumen de socios importante”.

José Antonio Sevilla ha continuado su intervención señalando que: “Hay cierto consenso de que las tarifas actuales son bajas, pero la subida será moderada, no abrupta por la coyuntura económica actual”. Sobre esta cuestión, ha comentado además que “en España, a diferencia de otros países, no hay tanta elasticidad del precio; ese factor ya no es uno de los principales decisores de compra”. Adolfo Ruiz, presidente de la patronal de los centros deportivos FNEID, ha comentado a que “el cliente se ha acostumbrado que por una tarifa baja puede acceder a amplios servicios; mantener todo eso es complicado para los operadores”.

Por su parte, el cofundador de la cadena Brookling Fitboxing, Juan Pablo Nebrera, ha admitido que el riesgo de la compañía para entrar en un país es menor porque las inversiones a realizar son reducidas, ya que crece en locales de alrededor de 200 metros cuadrados. “Hemos entrado en Perú y en mes y medio estamos en break-even; el riesgo es tan limitado que podemos probar con alguna sede antes de acelerar”.

El segmento concesional, estuvo representado en el debate por Roberto Ramos, CEO de Serviocio cree que “en el sector concesional, claramente habrá concentraciones que en el largo plazo, en cuatro o cinco años, generarán un operador líder para este segmento”.

Joaquín Sainz, directivo de Reebok Sports Club España, incidía en que: “hay mucho por hacer en nuestro sector, el deporte y el ejercicio en la mujer y atender a una población que va envejeciendo y para ello hay que reinventarse. La digitalización va a ser clave, junto con nuevas ideas para llegar a más colectivos para que abandonen la vida sedentaria”.

Informe El mercado del fitness en España en 2020: hacia un nuevo mapa

El 83 % de las empresas del sector del fitness de España prevén realizar nuevas inversiones en la industria durante 2019, según nuestro informe. A su vez, el 75 % de los operadores del sector esperan realizar nuevas aperturas a lo largo del año, al tiempo que el 52 % confían en aumentar su facturación mediante estrategias basadas en el incremento de centros; el 24 % a través de nuevos modelos de negocio y para el 16 % mediante el crecimiento de usuarios registrados.

El significativo número de operadores que tienen la intención de abrir nuevos centros se enmarca dentro de la tendencia del sector, cada vez más extendida, consistente en movimientos corporativos de fusiones y adquisiciones (M&A). Se espera, además, que con ello se produzca una reducción significativa del número de agentes que operan en el mercado, actualmente formado por 60 cadenas que gestionan alrededor de 4.000 centros deportivos, mientras que se prevé una recuperación de los niveles de ingresos equiparándose a la etapa precrisis de la industria. En concreto, las empresas del sector se muestran optimistas: nueve de cada 10 empresas prevén una evolución positiva de sus ingresos y el 88 % esperan incrementar el número de clientes durante 2019.

En este sentido, el 52 % de las compañías prevén abordar a lo largo de 2019 alguna adquisición de centros o empresas, si bien para el 54 % de las empresas el número de transacciones que se realizarán serán similares a las de años anteriores.

La evolución hacia la concentración del sector ha sido muy activa en cuanto a movimientos corporativos, tanto en integraciones de compañías como en compras de centros. Al respecto, destaca la entrada en el accionariado de firmas de inversión (como el Private Equitiy de capital español) para impulsar este nuevo mapa del fitness en España, que se encuentra en fase de crecimiento tanto en abonados como en nuevas aperturas. Una tendencia que continuará a lo largo del año para ocho de cada 10 operadores.

Retos del sector fitness en España

Uno de los desafíos para el sector fitness será cómo abordar la presencia de nuevos players, puesto que el 88,5 % de los actores de la industria esperan la entada de nuevos competidores internacionales. Sin embargo, la llegada de otros operadores a la industria no resulta una amenaza para el mercado actual puesto que solo el 4 % lo percibe como una preocupación.

En cuanto al resto de riesgos a los que se enfrenta la industria, se observa una clara disparidad de desafíos a los que habrá que hacer frente. La principal preocupación para las empresas es la dificultad para fidelizar y retener a los clientes, para el 42 % de las compañías, seguido de la aparición de nuevos modelos de negocio (31 %) y el endeudamiento (23 %).

Ante el reto de fidelizar y mantener a los clientes, la diferenciación, mediante la prestación de servicios, se presenta para todos los segmentos en los que se divide la industria (concesional, low cost, medium, premium y boutique) como una gran oportunidad. En este sentido, la ampliación de los servicios que se ofertan en los centros se ha convertido en la principal propuesta de valor que, al mismo tiempo, supondrá eliminar las tradicionales barreras entre segmentos. De esta manera, la principal ventaja competitiva es la proximidad y la cercanía con el cliente, es decir, la prestación de servicios personalizados a los consumidores.

Clubes sociales

Una de las tendencias a las que apunta el mercado es la conversión de los centros en clubes sociales que ayuden a la conciliación, la socialización y el entretenimiento. Ejemplo de ello es ofrecer servicios relacionados con la nutrición, el ocio o la belleza y que, en última instancia, favorezcan la venta cruzada.

Vinculado a lo anterior, las distintas tarifas abonadas por los consumidores de los diferentes segmentos no apuntan hacia una guerra de precios. El 56 % de las compañías estiman que los abonos se encarecerán, mientras que para el 40 % de las empresas se mantendrá una estabilidad de los precios. Por segmentos, el low cost y medium es donde se prevé un mayor incremento de las tarifas para el 46 % y 40 % de las compañías, respectivamente. 

Sobre la transformación digital, pese a que es percibida como una nueva oportunidad para mejorar la experiencia de usuario, solo un 12 % de las empresas del sector fitness consideran que la digitalización está ampliamente desarrollada en sus procesos, mientras que el 46 % de las compañías reconoce que todavía queda trabajo por hacer en este sentido. Sin embargo, para el 75 % de las organizaciones la tecnología será un elemento clave en su estrategia y solo un 8 % de las empresas considera que no será un factor relevante.