BDO utiliza cookies de terceros para analizar la navegación en nuestra página web (cookies analíticas). Para más información sobre las cookies que utiliza BDO, puede consultar la Política de cookies Si continúas navegando o clicas “Aceptar”, consideramos que aceptas su uso.
  • COMERCIO ELECTRÓNICO: NUEVA REGULACIÓN PARA LA COMERCIALIZACIÓN MEDIANTE LOS SERVICIOS DE INTERMEDIACIÓN EN LÍNEA
Artículos:

COMERCIO ELECTRÓNICO: NUEVA REGULACIÓN PARA LA COMERCIALIZACIÓN MEDIANTE LOS SERVICIOS DE INTERMEDIACIÓN EN LÍNEA

29-06-2020

David Molina |

El próximo 12 de julio será de aplicación el nuevo Reglamento que regula los servicios de (a) intermediación en línea o marketplace y también los de (b) los motores de búsqueda. Es el Reglamento (UE) 2019/1150 del Parlamento Europeo y del Consejo, “sobre el fomento de la equidad y la transparencia para los usuarios profesionales de servicios de intermediación en línea”.

Los servicios de marketplace son aquellos ofrecidos por plataformas digitales que intermedian entre usuarios profesionales (autónomos y empresas de todos los tamaños), y los consumidores (Amazon, AirBnb, Booking o Kayak, entre muchísimos otros, que incluyen también startups aún no tan conocidas).

¿Por qué puede afectarme esta nueva normativa?

Afecta tanto a las plataformas Marketplace y motores de búsquedas (desde empresas como Amazon a startups) como a los usuarios profesionales (pymes, autónomos y grandes empresas) que utilizan este canal de comercio electrónico. 

Las primeras deberán adecuarse a esta normativa, actualizando, entre otros elementos, sus condiciones de uso con los usuarios profesionales, ofreciendo más información sobre numerosos aspectos y habilitando canales de reclamación. 

Las pymes, empresas grandes e incluso los autónomos que realicen comercio electrónico a través de este canal han ganado una serie de herramientas jurídicas que -en alguna medida- nivelan su relación con dichas empresas marketplace. Precisamente este es el fin de esta nueva normativa. 

¿Cuál es el objetivo de este nuevo Reglamento?

Actualmente, este tipo de plataformas Marketplace tienen la capacidad de imponer con facilidad determinadas condiciones a usuarios profesionales, teniendo éstos últimos una capacidad de negociación casi nula. 

El reglamento trata de reducir esa diferencia de condiciones a través de mecanismos de transparencia, claridad contractual y reclamación efectiva, entre otros. Son garantías jurídicas que en algún sentido trasladarán a la relación entre el marketplace y dichas empresas (usuarios profesionales) defensas que eran conocidas en el ámbito del derecho del consumo.

¿Las pymes, autónomos y otras empresas que utilizan estas plataformas Marketplace realmente se ven tan reforzadas?

Sí, sin duda. 

Si el Marketplace incumple esta normativa sus condiciones de contratación serán nulas con efectos erga omnes y ex tunc. En otras palabras, será como si las condiciones del Marketplace no hubieran existido nunca ni para la empresa “demandante” ni para ninguna otra.

Antes de llegar a algo tan contundente, se habilitarán métodos de reclamaciones obligatorios, también mecanismos de mediación, etc. También es lógico que la negociación jurídica entre abogados de ambas partes será intensa antes de llegar a un eventual pleito que pueda acabar en este tipo de resolución.
Además la normativa prevé que estas herramientas jurídicas puedan ser usadas por parte de asociaciones que defiendan a estas pymes, autónomos etc. que comercializan sus productos y servicios a través de Marketplace.

¿Y las pymes, autónomos y otras empresas realmente tendrán interés en reclamar?

Desde luego puede haber aspectos económicos relacionados a la contratación entre este tipo de empresas y las plataformas Marketplace. Estas reclamaciones, la mediación, etc. pueden ser alternativas más económicas que un pleito (aunque para estar bien orientadas requerirá asesoramiento jurídico) con lo que será más fáciles de emplear. Además, en un pleito, con esta normativa las plataformas tienen mucho más que perder y las empresas mucho más a ganar. 

Consecuentemente, son muchos más necesarios los servicios jurídicos por parte de los marketplace pero también por parte de las empresas que las usan porque tienen mucho más incentivos para reclamar tanto extrajudicialmente como judicialmente. 

Asimismo, una de las grandes novedades consiste en que la plataforma deberá indicar los parámetros que rigen la clasificación de usuarios profesionales y los motivos de la decisión. En otras palabras, la empresa marketplace deberá publicar qué hace que cuando un usuario busca un producto o servicio su plataforma sitúe antes los de unas empresas u otras. Huelga decir que es algo que podrá generar mucho interés y también conflictos.

Si quieres conocer más detalles de ésta normativa, no te pierdas nuestro webinar impartido por David Molina,  abogado Senior y gerente del departamento de Derecho Digital.

Más en nuestro webinar